• Tag Archives calor
  • Para las lesiones ¿ frío o calor?

    ¿ FRÍO O CALOR?

    En muchas ocasiones los runners nos encontramos con alguna molestia o problema por la practica deportiva y para su tratamiento a muchos corredores nos entra esa eterna duda ¿  frío o calor ? ¿ que hago ?.

    Lo primero que debemos de hacer cuando notemos alguna pequeña molestia que nos manda nuestro cuerpo es parar la actividad física y proceder al tratamiento para no alargar el problema.

    Frío solución inmediata

     

    hielo lesión
    aplicar hielo

    De un modo resumido podríamos decir que el frío siempre que tengamos inflamación, el éxito del frío se basa en su pronta aplicación, dependiendo de la lesión o problema físico el hielo deberiamos aplicarlo en intervalos de tiempo durante horas o incluso durante días.

    Por ejemplo, no es lo mismo una torcedura de tobillo, que su aplicación se limitaría practicamente a las primeras horas, que una rotura de fibras cuya aplicación sería las primeras 24 o 48 horas.

    El frío además de adormecer los receptores del dolor consigue reducir el flujo sanguíneo capilar con la consiguiente reducción de la inflamación en la zona lesionada.

    Cada vez mas corredores utilizan el baño en hielo después de carreras muy intensas como puede ser una maratón o carrera de trail » como un tratamiento balsámico»  muy recuperador.

    El hielo no debemos de aplicarlo de forma directa sobre la piel podemos utilizar bolsas especiales de las que venden en cualquier cadena deportiva que ya incluye dicha protección o utilizar cubitos o una bolsa de guisantes congelados que deberemos rodear con un trapo o pequeña gasa.

    No aplicar el frío más de 13 minutos seguidos.

    Calor, preparador y bálsamo.

    aplicar calor lesion deportiva
    Lesión Deportiva

     No debemos de caer en un error común entre deportista de aplicarlo indistintamente con el frío, esto podría hacer que la inflamación aumente en vez de disminuir, con el retraso de la recuperación y la no desaparición del dolor.

    La acción terapéutica del calor estará dirigida principalmente al tratamiento de las lesiones de tipo artrósico, como podrían ser las típicas lesiones de tendones.

    El calor busca llevar la sangre a la zona lesionada para que su acción contribuya a la recuperación de la zona lesionada.

    Siempre que haya un proceso agudo de inflamación debemos de olvidarnos del calor.

    Lo que sí que se recomienda ante una pequeña lesión en articulación que persiste en el tiempo es la combinación de frío y calor, aplicando siempre primero el calor con diversos medios luz infrarrojos utilizada normalmente por fisioterapeutas, puedes comprar una pequeña lámpara de calor, una rodillera de neopreno para atraer ese calor o cremas de calor y después si percibimos inflamación aplicar hielo.

    Además del hielo, existe una extensa gama de geles, sprays o bolsas de frío-calor con una alta efectividad y de máxima comodidad para su aplicación.

    Espereo que este pequeño resumen pueda resolver algunas de las principales dudas.

    VN:F [1.9.22_1171]
    Rating: 7.5/10 (6 votes cast)
    VN:F [1.9.22_1171]
    Rating: +6 (from 6 votes)